Transportes en Praga

Praga es una ciudad fácil de explorar gracias a un centro que se recorre a pie y a un sistema de transporte público eficiente y barato.

Praga tiene uno de los mejores sistemas de transporte público de Europa, eficiente y económico, y aunque la ciudad se puede recorrer a pie, para un turista puede ser útil usarlo para desplazarse de una zona a otra o llegar hasta la periferia.

El transporte público incluye metro, tranvía, autobús, funicular y servicios de barco: son gestionados por la empresa de transporte Dopravní podnik y abarcan la mayor parte de la ciudad y la periferia. Se puede elegir entre diferentes tipos de billetes y abonos dependiendo del uso que se haga del transporte público.

Incluso para llegar al aeropuerto se puede utilizar el transporte público, combinando metro y autobús; pero son más rápidos los minibuses y shuttle bus específicos para el aeropuerto.

Una alternativa cómoda al transporte público para llegar a los lugares turísticos de la ciudad son los autobuses turísticos, con paradas cerca de los museos, monumentos y lugares de interés más famosos.

Si queréis un servicio más cómodo podéis coger un taxi, teniendo cuidado de que el conductor del taxi aplique las tarifas oficiales.

Moverse en Praga a pie

A pesar de la alta calidad del transporte público, la mejor manera de moverse y apreciar Praga es a pie, paseando por la ciudad. Esto os permite prestar atención a los detalles que se os escaparían viajando con los medios de transporte, observar edificios particulares, sacar fotos desde todos los rincones y sobre todo respirar la mágica atmosfera de esta ciudad encantadora.

Caminar en Praga es realmente fascinante, pero para no encontrarse en situaciones desagradables es bueno seguir unos pequeños consejos. Recordad que los tranvías siempre tienen prioridad, viajan en ambas direcciones en el centro de la calzada, y no siempre van a una velocidad lente.

No creáis que los coches se detendrán para dejaros pasar cerca de los pasos de peatones: la obligación de parar se ha introducido en los últimos años y a menudo es todavía ignorada.

Prestad atención también a vuestras pertenencias personales porque lamentablemente en las zonas turísticas y en las estaciones de ferrocarril los robos son frecuentes.

Dicho esto, Praga es generalmente una ciudad segura y maravillosa para visitar a pie, con sus vistas panorámicas, sus pintorescos callejones, sus hermosos parques y jardines, por no mencionar la encantadora ribera del río.

Cómo ahorrar en billetes de transporte y admisión

Pensate appositamente per chi vuole visitare Praga, le City Card permettono di risparmiare sui mezzi pubblici e sugli ingressi delle principali attrazioni turistiche.

Prague Card: tarjeta turística de 2, 3 o 4 días
Prague Card: tarjeta turística de 2, 3 o 4 días
Ahorra tiempo y dinero con la Prague Card de 2, 3 o 4 días y visita la ciudad a tu ritmo. Disfruta de descuentos en tours y espectáculos y entradas gratis a monumentos, como el castillo de Praga.
Acquista da 71,00 €

Más información

Praga Card

Praga Card

Con la Praga Card podéis visitar la ciudad utilizando gratuitamente el transporte público y ahorrar en las entradas de acceso de las principales atracciones
El transporte público de Praga, billetes y abonos

El transporte público de Praga, billetes y abonos

En autobús, tranvía, metro y ferry os podéis desplazar rápidamente de una parte a otra de Praga. A continuación información de interés y consejos para ahorrar.
Alquiler de coche en Praga

Alquiler de coche en Praga

Praga es una ciudad maravillosa, pero en los alrededores encontraréis muchos tesoros poco conocidos por los turistas. Id a descubrirlos con la comodidad de un coche de alquiler!